La trata de personas hace itinerante la fotografía: «Punto y Seguimos. La Vida Puede Más»

Marlenis Castellanos/Especial BienHallados

La trata de personas es el segundo negocio que más mueve millones de euros en el mundo. Solo lo precede el tráfico de armas. Y es el tema de la exposición fotográfica itinerante “Punto y seguimos. La vida puede más”, la cual ha iniciado su recorrido en Las Palmas de Gran Canaria, España, con la intención de visibilizar ese negocio millonario: la Trata.

La trata de personas es el segundo negocio que más mueve millones de euros en el mundo. Solo le precede el tráfico de armas.  Y es el tema de la exposición fotográfica itinerante “Punto y seguimos. La vida puede más”, la cual ha iniciado su recorrido en Las Palmas de Gran Canaria, con la intención de visibilizar ese negocio millonario: la Trata.

El grupo de fotografías de Fernando Mármol Hueso, se presenta dividido en tres bloques: el drama vivido por las personas que han sufrido la situación de trata; la indiferencia de la sociedad ante esta situación y, finalmente, la esperanza de conseguir una vida libre y digna.

Un primer espacio de fotografías muestra el dolor de las personas que salieron de sus países para mejorar su calidad de vida y que son víctimas de explotación sexual, laboral, comisión de delitos, mendicidad, tráfico de órganos y matrimonios forzados.

El segundo espacio ofrece imágenes que las personas que miramos, pero no vemos en las calles.

Y el tercero es la cara de la esperanza. Es el resultado de un trabajo difícil, persistente y silencioso, de instituciones involucradas en acciones y proyectos de atención social y pastoral para dar a las víctimas de este negocio, la vida digna por la cual salieron de sus países de origen. Este segmento es el que despide a los visitantes de la exposición. Es la cara agradable de la solidaridad, ese rostro que queremos llevar siempre con nosotros, como seres humanos.

La exposición itinerante es promovida por la Subcomisión Episcopal para las Migraciones y Movilidad Humana a través del Departamento de Trata de Personas.  Explican que unas de las razones para llamar la atención sobre este delicado tema, es que es una realidad casi invisible para la ciudadanía y en muchos de los casos, es difícil detectar esta situación irregular de tráfico de personas, que son víctimas de abuso y explotación al llegar al país que les recibe.

La trata de personas es el segundo negocio que más mueve millones de euros en el mundo. Solo le precede el tráfico de armas.  Y es el tema de la exposición fotográfica itinerante “Punto y seguimos. La vida puede más”, la cual ha iniciado su recorrido en Las Palmas de Gran Canaria, con la intención de visibilizar ese negocio millonario: la Trata.

Además de las entidades eclesiales de la Diócesis de Canarias, colaboran en la exposición el Programa Oblata Daniela, Centro Lugo Cáritas, Fundación Cruz Blanca y la Institución Adoratrices.

La muestra inició y permanece hasta el 15 de noviembre en  la Casa de la Iglesia, Vegueta. El horario para visitarla es de lunes a viernes, de 10:00 a 13:00 horas y de 17:00 a 20:00 horas. Luego, recorrerá diferentes espacios y lugares de las islas de Gran Canaria, como Fuerteventura y Lanzarote, adscritas a la Diócesis de Canarias.

www.conferenciaepiscopal.es

https://oblatas-daniela.com/

ptuteladoslaspalmas@adoratrices.com

www.caritas-canarias.org

Deja un comentario